SOCIEDAD DE DILETANTES (, S.L.) & PAAARTNERS

(atadijos sin fraude) -equilibrios inefables-

jueves, 24 de mayo de 2012

Jorge M. Molinero, poeta


VOY A ACOLCHAR LAS CALLES

Voy a acolchar las calles para
no abrirnos la cabeza. En esta
ciudad asesina de sueños.
Donde la luna olvida acampar
cada noche.
Estamos todos locos y la carne
sabe a clembuterol.

TU BASURA

He tirado mi pijama. No lo necesito.
Vestido en casa con unos vaqueros
y los zapatos a la puerta. Esperando
tu llamada para acudir como un
perro. Pronto.
A hociquear en tu basura.


JORGE M. MOLINERO
Versos en el desierto
Bohodón, 2009


REBOZADO ARTIFICIAL

siempre fuiste muy lista
    no te lo voy a negar
aunque fueron tus tetas lo primero
en llamar mi atención

me dices que te vas
mientras batallo en la cocina
con tres sartenes en el fuego
para evitar la confrontación

una croqueta se desnuda
del rebozado artificial y
me acuerdo de la primera vez
que dejaste caer el vestido azul.
el aceite hirviendo
me salta a los ojos
     pero no me duele
     pero no me duele ya

corto una cebolla como excusa
para llorar a gusto y
me recreo en mi dolor
con nuevos poemas grasientos

se me quema la cena


JORGE M. MOLINERO
Amplia victoria de los traseros
(con dibujos de Oscar R. Cardeñosa) 2009


(me divierte muchísimo la relación del poeta Jorge M. Molinero con sus mujeres: es tan sincero..)

Con treinta y tantos
no esperes iniciativa por mi parte
para limpiar el baño.
Que somos iguales, lo sabemos todos, pero
entiende que pasar
de padres ausentes en las labores domésticas
a compartir escoba al cincuenta por ciento
con una sola generación por medio
es algo complicado.

Sin embargo, no tengo un gramo de pereza
al cruzarme contigo por el pasillo y
tocarte las tetas,
azotarte el culo o
rozarte por encima del pijama el conejo.
Crecí en los ochenta,
pasando a cámara lenta en el vhs la teta de sabrina;
soñando con el furtivo pezón del anuncio de fa,
pajeándome con las pelis de tinto brass
y babeando con los felpudos frondosos en
las de pajares y esteso.

Dentro de lo que cabe, has tenido suerte de encontrar
un cerdo como yo. Hoy los chicos siguen
sin coger una fregona y en el porno, la cámara
entra tan dentro de los culos, que recuerda
a un fontanero desatascando
el bote sifónico.

INÉDITO
(Cortesía del autor)

MINIFALDA AZUL


hoy
estrena
sandalias estilo romano
minifalda azul
       -como la del paso de cebra de Sabina-
y una camiseta tan escotada
que hace ponerme de todo
menos poético

       yo de su mano
y con esa sonrisa de tonto
consciente de tener la suerte
que sólo los tontos tienen

nunca tuvo 
demasiado tino
con los complementos

(aquí va una variación sobre este tema, con ciertas conexiones con otros temas)

CACHÉ

y entre otras mil cosas
glosadas ya en mil poemas
está el caché que una hembra
como tú colgada del brazo
otorga a un tipo como yo que

de lejos se ve que no tengo un duro
-visto de Zara y carezco de modales-
eso que dicen que a las mujeres os gustan
los que os hacen reir ya no se lo cree nadie y
saber juntar mal o bien cuatro palabras para
hacer conatos de poemas no parece suficiente
motivo para que una hembra como tú pasee
por la ciudad colgada de mi brazo

caché, me das prestigio porque todos
al vernos juntos, te miran
                 me miran y piensan
que debo tener 
un rabo descomunal

(Ambos poemas en Amplia victoria de los traseros)


En los poemas de Jorge M. Molinero, sobre los que los diletantes desean hacer su tesis doctoral, abundan sus mujeres y sus mil circunstancias, siempre con mucho sexo, sus propios poemas -que no me haces un poema, que te lo hago, que es malo, que no lo es-, su madre, su padre que le llama soez, y su hija, Julietta. Tambien los amigos, las cervezas, el curro...

Buceando en sus obras y en su blog, siempre hay una eyaculación que salpica, una mamada que se esputurra por todas partes poniéndolo todo perdido.

Pero, superadas estas situaciones, su obra tiene mucho encanto  y humor, y por eso andan los diletantes buceando en sus libros y robándoles poemas del bloh!

Gracias, Jorge